Una mente nueva y una voluntad nueva

 

El ser humano que no usa una mente nueva y una voluntad nueva  que no esté sólo movida por el fuego del plano horizontal, de la vida puramente material y mecánica, no puede realizar una transfiguración interior. Téngase en cuenta que esta vida natural dialéctica que no alcanza a la liberación suprema de toda esclavitud incluye a los llamados planos astrales en los cuales nos pretenden introducir múltiples formas falsas de religión y de esoterismo. Falsas instituciones que nos hacen dar vueltas en la rueda de técnicas egoístas para consuelo o solución de problemas puramente dialécticos, es decir, que se relacionan sólo con la vida tal como es en su nivel de intereses corrientes que no trascienden espiritualmente.

Todo debe partir del centro, de lo más íntimo y sincero del ser humano. Luego, todo esto ilumina de un modo nuevo la mente. Hay que estar en la vida, actuar, cumplir nuestros deberes, pero sin que la vida nos arrastre en su vorágine de identificaciones.

Después de estas incompletas palabras citaré un fragmento que las aclarará para aquellos que intentan comprender y han conseguido ya penetrar en alguna manera en el Saber esencial Original o Gnosis eterna.

«Hombre, ¿quién eres? ¿De dónde vienes? ¿Adónde vas?
Desde el principio de la aparición del hombre en el campo de
vida dialéctico, la misteriosa esfinge plantea estas profundas
preguntas a todos los viajeros que yerran por el desierto de la vida
terrestre siguiendo el interminable y engañoso sendero. La
contestación a estas preguntas determina de forma crucial la
conciencia, la orientación y la conducta en la vida.
La humanidad, privada del verdadero conocimiento vivo y
directo, del conocimiento que procede de la única fuente del ser y
de la única meta verdadera de nuestra existencia, está condenada a
perecer constantemente en las tinieblas, el sufrimiento y la muerte,
debido a su ceguera, ilusión e impostura.
Con el fin de mostrar el camino del conocimiento liberador a la
multitud que busca desesperadamente una salida, en la dolorosa y
amenazadora crisis que acompaña el final del actual Día Cósmico,
la Gnosis alza de nuevo su voz y hace resonar con gran fuerza la
llamada del comienzo. Anuncia de nuevo, desde la viva realidad
divina, el noble origen y la sublime vocación del hombre e indica, a
quienes aún tienen oídos para oír, la antiquísima vía de salvación
que también ha sido abierta,  en nuestra época, para todos los
hombres de buena voluntad.»

LA GNOSIS EGIPCIA ORIGINAL Y SU LLAMADA EN EL ETERNO PRESENTE
DIFUNDIDA Y EXPLICADA DE NUEVO
SEGÚN LA TABLA ESMERALDA Y EL CORPUS HERMETICUM
DE HERMES TRISMEGISTOS
por
J. VAN RIJCKENBORGH

SEGUNDO TOMO, 2002,  ROZEKRUIS PERS – HAARLEM – HOLANDA

PRÓLOGO.

4 thoughts on “Una mente nueva y una voluntad nueva

  1. Dejar que la vida no nos amargue con las frustraciones y metas no cumplidas, dejar que el sabor amargo no nos oprima, intentar ver la luz del camino, y no dejarnos paralizar, seguir caminando siempre.

    Un beso.

  2. Gracias, María, a mi entender has definido esa dificilísima labor de avance del espíritu haciendo de lo amargo algo que no nos quite la sensación de paz interna y de ese otro contento interno que no se puede definir.

    Un fuerte abrazo.

  3. Siempre el enfoque hacia la Luz para que esa mente lúcida sea renovada con los rayos del Sol naciente
    y expandida en el Sol del mediodía.

    Un abrazo.
    Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *